Red G9

Proyecto Multihélice certificó en la UCN a agentes sociales de la región de Antofagasta

Capacitación en energías renovables, turismo sustentable y fuentes hídricas no convencionales, entre otras materias, recibieron 29 alumnos de la región de Antofagasta que recibieron certificados en el cierre del proyecto Modelo Multihélice de Innovación Social desarrollado en nuestra Universidad.

El proyecto, que prioriza temas de estrategias regionales de desarrollo, fue ejecutado en la UCN y financiado a través del Fondo de Innovación para la Competitividad (FIC) 2015. Coordina un trabajo de 14 iniciativas, de las cuales nueve tuvieron fondos de arranque, además del primer Diplomado en Innovación Social y Modelo Multihélice de Cooperación Territorial.

“Estamos felices de concluir una etapa, porque este proyecto continuará gracias a que existe un excelente trabajo”, mencionó María Cecilia Hernández, Vicerrectora de Investigación y Desarrollo Tecnológico de la UCN.

La autoridad universitaria agregó que todo fue posible gracias a la vinculación de los sectores públicos y privados, además de la academia y la sociedad. “Queremos que este proyecto impacte en todos lados, si no que en cada comuna de la región de Antofagasta”, concluyó.

Diplomado
Los 29 alumnos que participaron en el programa fueron guiados por destacados académicos nacionales e internacionales, quienes guiaron diversas actividades ligadas a la innovación.

El Proyecto Multihélice prioriza cinco temas de las estrategias regionales de desarrollo e innovación: energías renovables, fuentes hídricas no convencionales, habitabilidad pertinente, turismo sostenible y diversidad cultural.

“La innovación social significa lucha por el bienestar de la comunidad en todas las aristas y estar atento a las necesidades que se presentan”, explicó Emilio Ricci, Coordinador del proyecto y académico de la UCN.

Ricci mencionó que las actividades se realizan para generar condiciones favorables para las personas, ciencia, emprendedores y la academia. “La región de Antofagasta está en la mira de las transformaciones de innovación y la defensa del patrimonio cultural”.

Los alumnos diplomados obtuvieron su certificación de gestores de innovación social, además de recibir reconocimientos especiales en diversas áreas.

Para Joaquín Saavedra, estudiante del programa, fue una experiencia enriquecedora. “Fue increíble desde la calidad de los profesionales, los expositores y la intención de las personas en querer cambiar la realidad de la región”. En tanto, para Yanet Guerrero, la iniciativa fue una oportunidad para conocer diversas visiones de la comunidad. “La conexión con el territorio y la diversidad de focos, la multiculturalidad en donde intervienen todos los actores”, comentó.

Fuente: Noticias UCN.

Comparte esta nota